Por qué tu rímel deja grumos en tus pestañas y como evitarlos

Estás apurada por salir, te pones el rímel y al mirarte al espejo te das cuenta de que tus pestañas están con grumos…. ¿Por qué sucede esto? Vamos a ver algunas de las posibles razones:

  • El producto está vencido: Cuando la caducidad llega, la máscara de pestañas comienza a secarse y la aglutinación inicia. Lo ideal es remplazar el tubo cada tres meses para evitar grumos y posibles infecciones oculares.
  • Demasiadas capas: A todas no gusta poner varias capas de mascara, sin embargo, si pones muchas podrías encontrarte con varios grumos. Para evitar esto, asegúrate de la capa seque antes de aplicar una adicional, e idealmente trata de no poner más de tres capas.
  • Tu cepillo está sobrecargado: Si te das cuenta que en la parte del cepillo hay demasiado rímel acumulado, raspa el cepillo hacia arriba contra el interior del tubo para eliminar el exceso de producto. A continuación, limpia el cepillo con una toalla desmaquillante.
  • No lo estás aplicando bien: Cuando aplicas el rímel, inicia en la base de las pestañas y sube hacia las puntas en un movimiento zigzag. Esto evitará la aparición de grumos.
  • Tus pestañas no están preparadas: El rímel es mucho más propenso a aglutinarse si todavía tienes maquillaje de la noche anterior. Asegúrate de retirar todo el maquillaje antes de dormir.
  • Estás usando la formula equivocada: Aunque nos gustan las pestañas gruesas, los grumos no es lo que buscamos. Si has estado usando el mismo tipo de máscara de pestañas desde hace algún tiempo y te encuentras de forma constante con grumos, lo ideal es que intentes una máscara de pestañas que previene los grumos.

Para finalizar, te dejo algunos tips:

  • Guarda la máscara de pestañas en un lugar con temperatura ambiente.
  • En caso de que el rímel se haya secado, pon el tubo en una taza de agua caliente por 5 minutos.
  • Limpia el pincel una vez por semana como mínimo.
  • Cuando termines de aplicar el rímel y veas que tienes grumos, usa un cepillo para pestañas para optimizarlas.
  • Si tu rímel tiene más de 3 meses, es momento de botarlo.




Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*